Ideas para mantener tu identidad segura y protegida.

Hace poco Universal lanzó un éxito cinematográfico llamado Ladrona de Identidades (Identity Thief), protagonizado por Jason Bateman y Melissa McCarthy, en el que Génesis Rodríguez, quien en la vida real es la hija de la súper estrella venezolana El Puma, sin dudas interpreta a una chica muy mala. Se trata de una comedia irreverente, pero que desarrolla un tema muy serio de la vida real.

El robo de identidad es preocupante ya que representa uno de los delitos que más rápidamente ha crecido en nuestro mundo cibernético. Al utilizar tus tarjetas de crédito o tus mensajes en Internet para recolectar información relacionada con tu número de seguridad social, tus contraseñas, tu cumpleaños o los números de tus cuentas bancarias, los ladrones de identidad pueden vaciar tus cuentas, arruinar tu crédito, usar tu identidad para comprar drogas, conseguir beneficios médicos o proporcionar documentación fraudulenta a inmigrantes ilegales. Es un delito en aumento: según Equifax, más de 11.6 millones de adultos sufrieron del robo de identidad en el 2011. Un año después, los reclamos registrados en la Unidad Especializada de Protección de Identidad del Servicio de Impuestos Internos (IRS) alcanzaron el 80%.

¿Cómo protegerte?¡Aquí hay algunos consejos!

Instala o actualiza software antivirus, anti-malware y el firewall en tu computadora. Tu proveedor de servicio de Internet te brinda un servicio de seguridad gratis; úsalo para evitar que los ladrones de identidad expertos en tecnología te roben información personal de tu computadora sin que lo sepas.

Utiliza contraseñas exclusivas y diferentes para cada sitio web y asegúrate de que sean bastante complejas, incluyendo  letras mayúsculas y minúsculas, números y caracteres gramáticos.

No ingreses tu edad, fecha de cumpleaños, dirección, nombres de familiares ni cualquier otra información delicada en la cuenta de Facebook, Twitter u otras redes sociales. ¡Algunos lectores  pueden tener malas intenciones!

Cada año, tienes derecho a solicitar un informe de crédito gratuito aquí:  annualcreditreport.com. ¡Pídelo! Verifica  si existen líneas de crédito desconocidas, una cuenta que no abriste, errores en tu información personal o un número de seguro social incorrecto.

1. Honrarás a tu dispositivo móvil. Controla siempre su ubicación, y no lo pongas donde te lo puedan quitar fácilmente, porque en él se almacena mucha información sagrada para ti.

2. Protegerás a tu dispositivo con una contraseña. Si por desgracia te roban el teléfono, eso hará que sea más difícil para los ladrones de identidad acceder a tu información personal.

3. No confiarás en las redes de wifi abiertas. Si las usas para conectarte a tus sitios web favoritos, haces que para otros sea más fácil espiarte electrónicamente.

4. No guardarás información sensible en un teléfono celular. Contraseñas, nombres de usuario, números de cuenta, números del Seguro Social y datos similares deben escribirse en papel, y guardarse bajo llave.

5. No enviarás información sensible por mensaje de texto desde un teléfono celular. Los mensajes permanecen en el teléfono por mucho tiempo, cuando ya te has olvidado de que los enviaste. Los ladrones y los piratas informáticos pueden accederlos fácilmente.

6. Usarás una sola tarjeta para tus compras realizadas a través de dispositivo móvil. De esa forma, si alguien no autorizado accede a ella, sólo tendrás que limpiar una cuenta.

7. Nunca proporcionarás información sensible a ninguna empresa que te la solicite por mensaje de texto o correo electrónico, porque eso se denomina “phishing” y es una abominación. Las compañías respetables NUNCA solicitan información sensible por esos métodos.

8. Solo descargarás aplicaciones para servicios bancarios, servicios financieros y preparación de impuestos provenientes de empresas de renombre. Sé diligente e investiga las calificaciones y comentarios que esas compañías han recibido de otros usuarios.

9. Invertirás en una aplicación de seguridad que “tritura” de forma remota la información de tu teléfono. Esto te será muy útil en caso de robo, pero también es bueno para eliminar de tu celular toda otra información cuando vayas a actualizarlo o a pasar a un dispositivo diferente.

10. Revisarás tus cuentas periódicamente. Vigila estrechamente tus servicios bancarios y cuentas corrientes para asegurarte de que nadie ha realizado transacciones sin tu conocimiento, bien mediante el uso de tu teléfono o mediante cualquier otra fuente de información.